La compra de la semana supone un gran esfuerzo para el bolsillo.

Aprovisionarnos de buenos alimentos sin gastar mucho es posible, siguiendo unas pequeñas indicaciones.

¿Cómo lograr el objetivo de ahorrar ?

  • Fijarnos un presupuesto ajustado a nuestra economía. 

Marcar el presupuesto que podemos gastar para la compra.

  • Hacer una lista de compra.

Apuntar los productos que necesitamos para el hogar.

  • Planificación de menús para el hogar.

Para realizar con anticipación, las distintas recetas a elaborar.

  • Comparación de precios.

Para comprar los productos a un precio económico.

  • Uso de cupones.

Pagar menos con los vales y cupones.

  • Comprar marcas blancas.

Los productos fabricados por otras empresas son más baratos.

  • Adquirir productos de temporada.

Al comprar en su época, el precio es más asequible.

 

¿Qué motivaciones podemos encontrar para lograr el objetivo?

  • Control ahorro semanal

Llevar un seguimiento del dinero que hemos conseguido con el ahorro, para establecer mayor.

  • Premios por objetivos

Si conseguimos ahorrar, podemos destinar parte del dinero ahorrado para darnos algún tipo de caprichos, obsequios, o dejar para otro gastos o inversiones.

  • Penalización por errores

En caso no lograrlo, nos veremos obligados a reestructurar nuestra economía.