Nos acercamos a la nevera y ¡Sorpresa!

Vamos a por ese producto que deseábamos y no está. Hay que comprar y nos toca ir al supermercado.

¿Qué hay que comprar? ¿Qué necesitamos en el hogar?

Cuando estamos en el supermercado, nos acordamos y solemos llenar el carro de productos que normalmente no necesitamos y incrementamos el coste del mismo.

¿Qué podemos hacer para evitarlo?

La mejor forma para controlar el gasto y llevar un control de la compra es crear una Lista de la compra.

Una lista de la compra tiene tres objetivos  fundamentales:

  • Impulsar el ahorro.
  • Comprar productos necesarios. 
  • Evitar olvidar artículos.

¿Cómo hacer una lista de la compra?

Para elaborar una buena lista de la compra hay que tener en cuenta, cuántas personas sois en la familia, y, a partir de ahí, seguir los siguientes pasos:

  • Realizar un presupuesto:

Es imprescindible hacer un presupuesto (semanal o mensual) para saber la cantidad disponible para hacer la compra.

  • Hacer una plantilla:

Para poner los productos que necesitamos comprar, y hacer una clasificación según sea su necesidad (Urgente, Recomendable, Interesa comprar).

Cuando se complete, se imprime y se lleva al supermercado para tener todo bien apuntado.

  • Proyectar los menús del hogar

Por motivos de trabajo, sociales nos viene muy bien hacer una
planificación de las recetas que 
vamos a preparar a lo largo de la
semana.

Además, nos ayuda a comer mejor y más saludable.

Según sean los ingredientes que necesitemos, se elaborará la lista de la
compra.

 

Y vosotr@s: ¿Cómo hacéis la lista de la compra?